Un poema ultraísta de Jorge Luis Borges: Ultimo rojo sol

Posted in Jorge Luis Borges con y sin máscaras on septiembre 13th, 2015 by soypielroja

Las casas a media asta

casi a ras de la calle

y no un poniente monstruoso

que tiene abiertas todas sus alas

 

(dolida y desnuda

una guitarra brusca se desangra)

 

El poniente de pie como un Arcángel

tiraniza la calle

 

Recién cuando el ocaso

es ya una cosa legendaria

se imponen los acordes al paisaje

 

(En Revista Ultra, Año I, Madrid, Número 20, 15 de diciembre de 1961)borges en 1921

 

Tags: , ,

Un poema ultraísta de Jorge Luis Borges “Cingladura”

Posted in Jorge Luis Borges con y sin máscaras on agosto 22nd, 2014 by soypielroja

CINGLADURA

                                                                   A Rivas Panedas

He pulsado el violín de un horizonte

       brocal del mundo donde el Sol se macera

El viento esculpe oleaje

La neblina sosiega los ponientes

La noche rueda como un pájaro herido

En mis manos

                            el mar

                               viene a apagarse

el mar catedralicio

que iba empotrando agujas y vitrales

La media luna se ha enroscado al mástil

JORGE-LUIS BORGES

Tags: , , , , ,

Borges y Carriego

Posted in Jorge Luis Borges con y sin máscaras on octubre 7th, 2011 by soypielroja

Escribe Jorge Luis Borges en el “capítulo” IV (La canción del barrio) de su Evaristo Carriego: “quiero confesar con alacridad las verdaderas virtudes de su obra póstuma. Su decurso tiene afinaciones de ternura, invenciones y adivinaciones de la ternura, tan precisas como ésta:

Y cuando no estén, ¿durante

cuánto tiempo aún se oirá

su voz querida en la casa

desierta?

 

            ¿Cómo serán

en el recuerdo las caras

que ya no veremos más?

Imaginar una memoria cuando los hechos que debe recordar no han sucedido pero que la finitud de las cosas debe y puede postular como una realidad conjetural inspira, en muchísimos sentidos, el extraordinario poema “Límites” que el propio Borges considera uno de los mejores que escribió.

Extraordinario parricida (silencioso parricida, disimulado parricida) el lector finísimo que es Borges no señala casualmente esos versos de Carriego, que más que “tiernos” sugieren una filosofía del recuerdo conjetural que, excelente lector, infrecuente lector, inusual lector, exigente lector, Borges sabrá apreciar, expandir y formular.  Muy joven Borges constataba que ya no quedaban lectores. Sin duda los pocos que había se estaban convirtiendo, como veía bien Borges, en “críticos potenciales”. Borges denunció además lectores viciosos: los supersticiosos, los haraganes, los que creen en todo lo que leen, los que creen que todo lo que está escrito siempre fue un libro, los que creen entender lo que leen y, además, enseñarlo.

En el prólogo de su Evaristo Carriego Borges juega al truco con los lectores. Predice lo que ya no sucedía y probablemente no sucederá: Carriego no pertenece a la “ecclesia visibilis” de nuestras letras. Si acaso el futuro le reserva la pertenencia a “la más verdadera y reservada ecclesia invisibilis, a la dispersa comunidad de los justos” seguramente se lo debemos a Borges y al poema “Límites”.  Según Borges uno de sus mejores, ya que aborda temas que la poesía no había intentado antes.

 

Tags: , , , , , , , ,

the master told him to say Aleph

Posted in Jorge Luis Borges con y sin máscaras on septiembre 29th, 2011 by soypielroja

he Arabic Gospel of The Infancy of The Saviour:- Part 18:- 47. At another time, when Jesus was returning home with Joseph in the evening. He met a boy, who ran up against Him with so much force that He fell. And Jesus said to him: As thou hast thrown me down, so thou shall fall and not rise again. And the same hour the boy fell down, and expired. 48. There was, moreover, at Jerusalem, a certain man named Zacchaeus, who taught boys. He said to Joseph: Why, O Joseph, dost thou not bring Jesus to me to learn his letters? Joseph agreed to do so, and reported the matter to the Lady Mary. They therefore took Him to the master; and he, as soon as he saw Him, wrote out the alphabet for Him, and told Him to say Aleph. And when He had said Aleph, the master ordered Him to pronounce Beth. And Jesus said to him: Tell me first the meaning of the letter Aleph, and then I shall pronounce Beth. And when the master threatened to flog Him, Jesus explained to him the meanings of the letters Aleph and Beth; also which figures …todo »

Tags: , , , , , , , ,

jorge luis borges: elemental, watson.

Posted in Jorge Luis Borges con y sin máscaras on septiembre 27th, 2011 by soypielroja

“Propuse varias soluciones; todas, insuficientes. Las discutimos; al fin, Stepheri Albert me dijo:

»–En una adivinanza cuyo tema es el ajedrez ¿cuál es la única palabra prohibida?

»Reflexioné un momento y repuse:

»–La palabra ajedrez.”

Tags: , , , , , , , ,